Proceso de galvanizado

proceso de galvanizado

Proceso de galvanizado para evitar la corrosión

La corrosión ha sido uno de los factores de degradación de los materiales que mayores pérdidas ha generado a las industrias a nivel mundial. Se considera como un fenómeno que no puede prevenirse ni evitarse pero sí puede controlarse. Los estudios científicos han encontrado diversas maneras y métodos que han permitido minimizar el impacto de la corrosión sobre la vida útil de los diversos componentes industriales. Uno de ellos, es el proceso de galvanizado que no es más que el revestimiento del sustrato de cualquier componente a base de una solución de zinc. Esta solución actúa como ánodo ante un ataque corrosivo, convirtiendo en cátodo el elemento a proteger, y minimizando así el impacto del proceso de corrosión sobre la pieza y alargando su vida útil.

El proceso de galvanizado puede ser aplicado en frío o en caliente. Consiste en sumergir el componente a proteger en el baño líquido de zinc fundido, el cual es uno de los más comunes en vista de las excelentes propiedades de resistencia a la corrosión. El óxido de zinc del galvanizado actúa como barrera al ataque externo de ataques corrosivos y a su vez como un elemento de sacrificio actuando como ánodo y convirtiendo el acero en cátodo. Antes de realizar este proceso de galvanizado, es importante considerar diversos factores previos que permitirán lograr un éxito en el proceso de recubrimientos. Es necesario recurrir a los procedimientos de preparación superficial, que indican las condiciones previas que se requieren. Una de ellas es el perfil de anclaje superficial del componente a revestir el cual permitirá la correcta sujeción del galvanizado al componente.

Consideraciones sobre el proceso de galvanizado

Se sabe que el acero desprotegido a ciertos ambientes tiende a ser susceptible a un proceso de degradación. Para ello, el proceso de galvanizado usado como técnica de protección durante muchos años ha ganado un terreno importante en lo que respecta a la protección de los elementos y componentes industriales, minimizando así el impacto de la corrosión sobre ellos. Por estos motivos, se deben tomar ciertas consideraciones previas al revestimiento que permitan obtener resultados óptimos y garantizar el éxito del proceso. Las actividades de limpieza superficial son de elevada prioridad. De allí se garantizará junto al correcto perfil de anclaje que permita el agarre de este revestimiento sobre el sustrato del material.

A su vez, es indispensable conocer las condiciones de servicios el cual prestarán los componentes. Así se podrá diseñar el espesor del revestimiento del proceso de galvanizado, el método de aplicación más recomendado y sobre todo los cuidados posteriores que se requieran. El proceso de galvanizado ha logrado ir en constante evolución paralelo al desarrollo industrial, mejorando sustancialmente los procesos de revestimiento, convirtiéndolos en procesos de mayor eficiencia, menores costes y en tiempos muy cortos con la misma eficacia y protección necesaria.

Umesal protege sus piezas y mecanizados con proceso de galvanizado

En Umesal, empresa de mecanizados Valenciahemos logrado sistematizar cada uno de nuestros procesos industriales. Nuestro trabajo ha logrado consolidar cada una de las actividades de mecanizado. El proceso de galvanizado ha logrado complementar la prestación de nuestros servicios industriales. La industria en Valencia requiere de componentes y piezas de excelente calidad pero también que puedan soportar las más severas condiciones de servicio durante un mayor tiempo, por eso trabajamos incansablemente junto a nuestro equipo de profesionales en lograr tales objetivos. Te invitamos a visitar nuestra web y a conocer más de nuestros procesos, productos y servicios. Nuestra empresa se encuentra en Moncada, Valencia.