Qué es el decoletaje

fabricación de mecanizados y piezas

Las piezas torneadas tienen un sinnúmero de aplicaciones en la industria. Es por eso que contar con un taller de mecanizado que ofrezca un servicio de decoletaje, es primordial. Para empezar, el decoletaje se refiere al procedimiento mediante el cual se fabrican y perfilan piezas metálicas. Entre ellas se encuentran tornillos, ejes, entre muchas otras empleadas en maquinaria de todo tipo.

El decoletaje se basa en un sistema de arranque de virutas. De esta forma pueden fabricarse en serie un determinado lote de piezas, ya sean pequeñas, medianas o grandes. 

Cómo se lleva a cabo el decoletaje

Para ello se coloca una pieza de metal sobre un soporte. Un dispositivo (el cabezal) la hará girar a una gran velocidad para que otra pieza se encargue de tornear o darle forma determinada. Al tiempo que lo hace, arrancará trozos de virutas metálicas para crear cantos, depresiones, contornos, orificios, acabados cónicos, redondeados, rectos, etc. 

Para ello se establecerán de antemano los determinados valores que tendrá cada pieza a decoletar en la caja de control. El torno consta de diferentes cuchillas que dan el acabado deseado. El carro cortacuchillas se encarga de desplazar y ajustar la pieza en el ángulo adecuado para llevar a cabo el mecanizado de la pieza. Consta además de otros carros que desplazan y ajustan los demás dispositivos a la altura y medidas adecuadas.

Tipos de decoletaje 

Una de las aplicaciones que se llevan a cabo mediante el decoletaje, es el refrentado. En este caso la cuchilla se aplica frontalmente a la pieza en bruto a mecanizar. Esto se hace para disminuir la longitud de la pieza desde un punto de vista frontal. El ángulo de ataque es importante para hacerlo de adentro hacia afuera y ofrecer una precisión en el acabado final. 

Otra operación de mecanizado es crear una rosca en la pieza de metal. El arranque de viruta es lineal y tiene como principio el cilindrado, pero creando una hélice en la pieza. Finalmente se crean puntos de apoyo que consisten en hacer un taladrado especial realizado en su centro. Las cuchillas empleadas para el decoletaje también dependerán de cada pieza metálica y los requerimientos solicitados por el cliente. Finalmente, en el caso del cilindrado, consiste en la disminución del diámetro de la pieza. 

Aplicaciones del decoletaje

Las aplicaciones son casi infinitas. El decoletaje se usa para fabricar piezas en industria de vehículos y para fabricar maquinaria. Se usa en industria eólica y en aeronáutica, etc. pero también en la fabricación de cosas ampliamente usadas en la vida cotidiana, como implantes, relojería, electrodomésticos.

Si bien puede hacerse mediante el automático del torno, siempre será imprescindible que exista una persona cualificada que esté al pendiente del decoletaje de cada pieza. Se trata de una labor que requiere alta precisión en el equipo y de un operador experto en el manejo del torno. Debe estar siempre al pendiente de cada pieza, incluso cuando se realiza en modo automático. 

En Umesal contamos con equipos punteros para decoletaje, así como profesionales altamente cualificados. Nos encontramos en Calle de la Closa, Parcela nº 4 46113 Moncada (Valencia) España, llámanos al 96 130 93 30 o escríbenos a mecanizados@umesal.com